The Morning Show, la serie donde los periodistas son protagonistas


Una producción televisiva de Apple llama la atención por esta misma premisa, lo que crece aún más al tener de protagonistas a estrellas propias del universo cinematográfico como son Jennifer Aniston, Reese Witherspoon y Steve Carell. El interés se incrementa al abordar temas tan medulares como el acoso sexual, la ética laboral o el efecto de los medios de comunicación. Por esos rumbos transita la primera temporada de The Morning Show.

themorningshow1

La trama gira alrededor de un popular noticiario vespertino de nivel nacional en los Estados Unidos, es decir que no sólo se ve en un estado sino en todo el territorio norteamericano. Pero, como ya lo indica el título de esta columna, las noticias que cubre The Morning Show no son los verdaderos puntuales de la serie de 10 episodios, sino los periodistas que están detrás de ellas. Tampoco es una visión edulcorada del periodismo, es el retrato de un periodismo competitivo, voraz y envuelto en escándalos sexuales.

Como periodista que soy, The Morning Show me atrapó desde su primer capítulo (aunque, es importante recalcar que esta producción puede atraer a cualquiera, ha sido un éxito en los EEUU). No veía una buena serie de periodismo televisivo desde The Newsroom (2012-2014), y es que sucede que mientras el público en general ve los noticiarios, hoy tan vistos por la propagación del COVID-19, no repara en que los periodistas en pantalla son seres humanos, y detrás de cámaras se desarrolla un universo de humanidades tales como los celos profesionales, el debate ético por presentar una primicia no comprobada, la atracción física entre compañeros de labores y la explotación sexual de mandos con subalternas y subalternos. Un mundo dentro de otro mundo.

El elenco nos muestra el empoderamiento femenino con una dupla conformada por una Jennifer Aniston y una Reese Witherspoon que ya habíamos visto juntas en la pantalla chica (en la extrapopular sitcom Friends). Esta vez abandonan el formato cómico por uno dramático, donde ambas ya tienen experiencia pues en el cine han cosechado galardonadas trayectorias donde se destacan filmes de múltiples géneros. En especial, a Witherspoon la hemos visto el año pasado en la segunda temporada de la miniserie de HBO Big Little Lies, donde impresiona junto a otras grandes actrices como Meryl Streep. El peso masculino de The Morning Show se lo lleva básicamente el también cómico Steve Carell, a quien a su vez hemos visto en roles dramáticos como en la película A Beatiful Boy.

Vayamos primero con Aniston y Whiterspoon, sus performances en The Morning Show son sólidas y humanas. No estamos frente a un par de amigas que conducen un noticiero, pues tienen menos que más en común. Incluso están separadas por la ética laboral y periodística. Lo de Steve Carell es tremendo, tiene que colocarse en la piel de un acosador sexual, y, a diferencia del brillantemente interpretado por Russell Crowe en The Loudest Voice (el verdadero gestor de FOX News Roger Alies), se trata de un hostigador encantador que sin embargo es igual de abusador. Una de sus víctimas, es muy bien personificada por la actriz Gugu Mbatha-Raw.

Otro de los temas candentes y polémicos que trata The Morning Show es la “cultura de silencio”, es decir: aquella mordaza que se colocan los testigos de abusos y acosos sexuales dentro de un universo empresarial para asegurar sus puestos o proteger a la propia institución. Es un problema en la palestra pues en el Perú, por poner un ejemplo, se viene cercando a los acosadores (aunque aún es insuficiente esta acción ante la multitud de casos) pero no se ejerce una política punitiva ante aquellos que veían pero dejaban pasar. Los que pecan de omisión, los testigos silentes, también son castigados en casos de violación sexual, porqué no se aplica lo mismo en los de acoso sexual?

themorningshow2

Habría que agregar la presencia de otras dos estrellas cinematográficas que aparecen esporádicamente, Marcia Gay Harden (una intérprete de tremendo talento) que da vida a una veterana periodista de medios impresos y el genial cómico Martin Short que se da el lujo de obsequiarnos con una aparición musical que no desentona con el octavo episodio de The Morning Show, sin duda el más logrado de la temporada. Ya en tono anecdótico quería resaltar las dos veces que se menciona al Perú, mi país y el de muchos de mis lectores, primero lo hacen al referirse a uno de los primeros trabajos periodísticos de Alex Levy al cubrir el caso de una Universidad Peruana. En otro episodio, el personaje de Nestor Carbonell cuenta los orígenes etimológicos del nombre del Fenómeno del Niño (de Navidad), nombrado por el Perú a propósito del efecto climático que nos asola cada cierto tiempo.

Recomiendo ver The Morning Show, ya lo dije, en estos días de cuarentena y aislamiento social uno debe priorizar el sano entretenimiento para evitar la desesperación y romper con las disposiciones de emergencia. Esta muy buena serie de televisión la puede ver en distintos canales de internet.

Manuel Salazar Ordoñez

Categorías:Periodismo, Series de TVEtiquetas: , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: