Fabulas apristas sobre el suicidio de Alan García Pérez


La cultura del perdón es un producto muy fácil de vender, sobretodo envuelto en un drama humano como el suscitado por el suicidio de Alan García Pérez. Este afán de arrancarle el perdón a la población me resulta abusivo e invasivo. ¿Quién se cree que es, por ejemplo, un aprista gritón para exigirle un perdón a García Pérez a los deudos de la matanza del Frontón?

alangarciaperez4Los dardos del aprismo enardecido van hacia la fiscalía y la prensa de investigación

Por si acaso, olvidar los pecados de un fallecido también me parece una gran hipocresía. Salvando las inmensas distancias, ¿El mundo olvidó los crímenes nazis después de la Segunda Guerra Mundial? Un personaje público como un ex Presidente debe seguir siendo investigado por sus propias responsabilidades y por sus vínculos con otros delitos. A un hombre se le recuerda por sus grandes obras, pero también por sus grandes pecados.

Vamos a desgranar algunas de las alucinadas acusaciones de líderes apristas como Mauricio Mulder y Luis González Posada. Al señor Mulder primero hay que recordarle que es irresponsable hacer una apología al suicidio como hizo en las puertas del Hospital Casimiro Ulloa. A González Posada le respondo que si ya sabía que su amigo se iba a quitar la vida (como deslizó en una entrevista televisiva) porque no lo impidió. Recordemos que AGP pernoctaba con cinco pistolas en su casa, según su abogado.

La consigna partidista se puede pasar por alto sólo en cierta medida, porque la población es fácil de enardecer y a veces basta con un pequeño fuego para prender la mecha de una gran explosión. Mauricio Mulder es congresista y como tal tiene un rol que debería llamarlo a lo reflexión que tanto pide a los demás. Señor Mulder su papel no puede ser el de un incitador perenne, ojalá tengamos un futuro político sin usted.

Vociferar contra la prensa que investiga y pone en jaque a políticos acostumbrados a resguardarse en los dictámenes de jueces como César Hinostroza y fiscales como Pedro Chávarry es la tónica que se viene escuchando desde el partido de la estrella. Estamos frente a un proceso judicial histórico, tras limpiar algunas de las cloacas del Poder Judicial. A mí que me digan que Alan García Pérez salió libre de polvo y paja en varios procesos, primero tendríamos que revisar a los responsables de esos juicios y, de paso, recordar que crímenes contra los derechos humanos fueron prescritos y no juzgados.

Los militantes del Apra tienen todo el derecho de llorar a su líder auto eliminado, pero los dirigentes deben guardar la compostura. Respetar la justicia y las investigaciones, recordar que cuando otros fueron los investigados callaron la boca o aplaudieron. Alan García Pérez tuvo el privilegio de ser Presidente del Perú en dos ocasiones y no cambió estas leyes que son durísimas para miles de personas que purgan prisión en espera de un juicio. Eso no lo dicen los hoy dolidos partidarios.

mauriciomulderMauricio Mulder ha soltado, una vez más, toda su rabia sin recordar su rol como congresista

La única culpa que sí se debería expresar es la de los negligentes que tomaron fotografías del ex Mandatario en mesa de operaciones y su tomografía. Los excesos en redes sociales se han gatillado en un país que observa como parlamentarios de la talla de Mulder disparan ataques desde sus propias redes. El mal ejemplo se contagia y a veces tiene un efecto bumerang.

Manuel Salazar Ordoñez

Categorías:Periodismo, PolíticaEtiquetas: , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: