Anuncios

Al encuentro con los comunicadores de Latinoamérica y el Caribe: Felatraccs


¿Cuántos suelen reducir la idea del sindicalismo a desorden público y obstruccionismo laboral? Muchísimos opinan a la ligera, y demuestran poco conocimiento de los logros en el quehacer de los trabajadores del mundo, logros como las jornadas de ocho horas, los días libres, las vacaciones, la remuneración justa y necesaria para los hombres y mujeres que trabajan día con día. Tales victorias sindicales, que hoy desde afuera se creen “conseguidas y eternas”, pero el panorama mundial muestra el peor rostro de un capitalismo deshumanizante, que se refleja en empleadores que buscan eliminar y sortear las leyes laborales.

feltraccs1

Cuando las fuerzas laborales salen a las calles y levantan su voz de protesta, muchas veces quedan más para la fotografía. Las verdaderas luchas y reivindicaciones se van forjando en intensas jornadas de reuniones entre líderes y dirigentes. La trascendencia aumenta cuando estas citas y congresos son de tono federativos, internacionales, con las voces de representantes de países hermanos, con problemáticas muy similares y a su vez con circunstancias particulares a cada nación. De esta manera, vengo viviendo unos días de Asamblea de la Federación Latinoamericana de Trabajadores de la Cultura y la Comunicación Social- Felatraccs. Llevado a cabo en la capital del hermano país de Colombia, Bogotá.

La lucha por los derechos de los trabajadores no puede ser estática en reglamentos y formas que funcionaron décadas atrás. Bajo esa premisa es señal de avance una reforma estatutaria, con nuevos lineamientos organizativos internos, que buscan implementar posiciones postergadas como la igualdad y equidad de género, la tecnología en las comunicaciones, la búsqueda de integrar nuevos cuadros, sobretodo entre los jóvenes.

felatraccs4

Este periodista de opinión junto al recuerdo vivo de Emilio Máspero, gestor de la CLAT y la Universidad de Trabajadores de América Latina (UTAL)- Pensamiento Vivo/Bogotá

La juventud, lo he comprobado durante varios años de trabajo gremial, suelen sentirse ajenos a la vida sindical. Los motivos son válidos y reales, ausencia de espacios dirigenciales, sentir que aportan cuotas de un salario que ya se percibe “corto”, y claro las presiones de los empleadores que quieren trabajadores jóvenes que no estén o busquen sindicalizarse. Aquí hay dos desperdicios, la pérdida de el joven siempre pujante, rebelde y con un clamor que no se apaga. También se da la figura de la “isla”, cuando sienten mejor pelear por sus derechos desde su aislamiento, aún no logran captar en factores reales una frase tan común como “la unión hace la fuerza” o como prefiero “una fuerza, todas las fuerzas” (lema de la Asociación Nacional de Periodistas del Perú).

felatraccs3

Junto a Roberto Mejía, Presidente de Felatraccs y la Asociación Nacional de Periodistas del Perú, con la grata compañía de José García Sosaya y Efraín Hernando

De estos días de Asamblea de la Felatraccs en Colombia, me llevo una visión a futuro, con nuevas propuestas y renovadas metas. Con agremiaciones que se adjuntan a esta federación internacional de comunicadores sociales, que además anexan artistas, hasta los voceros de periódicos. Una gama amplia y diversa de trabajadores que de una u otra manera comunican un mensaje, muchas veces a riesgo de sus propias vidas. Tal es el caso de los asesinatos a periodistas mexicanos, que es una herida abierta en América Latina desde hace más de una década. Hoy, el periodismo “charro” hace esfuerzos por mostrar esta penosa suma de desastres naturales, imágenes que no fomentan el morbo, sino la solidaridad.

Hoy, el sindicalismo no está muerto ni dispuesto a dejarse matar, en Bogotá coincidieron en un solo día hasta tres congresos gremiales, estuve un breve momento en el de la Confederación General de Trabajo (CGT), con una presencia multitudinaria y entusiasta. En Colombia se han unido a Felatraccs la Unión de Trabajadores Colombianos del Espectáculo y la Comunicación UTRECOL, que nos trae a la memoria que los hombres y mujeres que nos llevan el divertimiento diario por medio de los medios de comunicación son también y principalmente seres humanos muchas veces explotados en sus centros de labores.

felatraccs5

Junto a los grandes amigos y compañeros, Omar Pérez, el flamante Secretario General de América del Sur de Felatraccs Efraín Hernando y la primera Vicepresidente de Igualdad de Género (y fotógrafa oficial de esta columna) Silvia Quevedo.

El espacio para esta columna se hace corto y se hace necesario felicitar y agradecer a todo el pueblo colombiano, a aquellos hijos de esta tierra cafetera que nos han brindado su cálido saludo e invaluable atención. En Latinoamérica y el Caribe no somos y no debemos ser nunca pasivas víctimas de la tiranía empresarial. Bienvenidas todas las empresas que garanticen los derechos de sus empleados, y que no se hacen problemas a la afiliación de los mismos a sindicatos y federaciones.

¡Larga Vida a la Federación Latinoamericana de Trabajadores de la Cultura y Comunicación Social-  Felatraccs!

Manuel Salazar

Anuncios
Categorías:Derechos Humanos, PeriodismoEtiquetas: , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: