Anuncios

Spider-Man: Los muchos amores de este galán arácnido


Al parecer, Spider-Man no sólo usa sus telarañas para atrapar supervillanos como el Duende Verde, el Doctor Octopus o el Buitre (interpretado por Michael Keaton en la inminente Spider-Man: Homecoming). También suele lanzar sus “redes” para seducir a distintas féminas. Tom Holland (que da vida a la más juvenil performance del Hombre Araña en Spider-Man: Homecoming) volverá a colocar a Peter Parker frente a un nuevo amor: Michelle (actuada por Zendaya, actriz y cantante en las series Disney, Shake It Up! y K.C. Agente Especial).

Pero en la gran pantalla también pudimos ver a Mary Jane Watson (el amor más conocido del Hombre Araña, en la trilogía dirigida por Sam Raimi y protagonizada por Tobey Maguire). Posteriormente, Andrew Garfield respetó la evolución de los cómics al ser pareja de Gwen Stacy en The Amazing Spider-Man 1 y 2. Pero los productores tenían una amplia gama de mujeres disponibles para el trepa paredes, según la historia gráfica del personaje.

Este listado lo debe liderar Mary Jane Watson, no sólo por ser la protagonista de la más exitosa franquicia de Spider-Man (personificada por Kirsten Dunst en los tres filmes de Tobey Maguire), sino por ser la única en ponerse el anillo de Señora Parker en los cómics. En diversas adaptaciones animadas, en gran número de historietas, en realidades alternas como (Ultimate Spider-Man), ahí está Mary Jane. Es más, quizás la única decepción que la fanaticada del arácnido tenga con Spider-Man: Homecoming (que está recibiendo elogios de la crítica a nivel mundial), sea la exclusión de la pelirroja en la cinta. En el mundo de las viñetas una paradoja existencial dejó a Peter Parker nuevamente soltero, donde Watson no pasa de ser una más de sus parejas.

La tragedia del primer amor (aunque como veremos más adelante en esta reseña, no es realmente la primera mujer en la vida del Hombre Araña) es una realidad muy perene en la humanidad. Rara vez terminan en el altar los romances primaverales, pero claro, en el caso de Spider-Man tenía que ser aún más doloroso. Todos los que vieron The Amazing Spider-Man 1 y 2 recuerdan a Gwen Stacy (Emma Stone) como la enamorada de un taciturno Andrew Garfield (el héroe de la araña), y al igual que en las historietas, Stacy es asesinada por el Duende Verde. En la tercera cinta de Tobey Maguire, Gwen aparece (Bryce Dallas Howard) fuera de todo contexto en el cómic.

Y, entonces, ¿Quién es Michelle, la chica de Spider-Man: Homecoming? A Tom Holland le otorgan una nueva pareja (esta vez bajo el rostro de la mediática Zendaya). En los cómics Michelle Gonzales es la compañera de departamento de un Peter Parker independizado, que deja el hogar de la tía May. No se llevan bien, pero la etapa en donde el villano Camaleón asume el rol de Parker se produce intimidad entre los roomies. No creemos que todas estas circunstancias se repitan en la cinta, pues Tom Holland es como la versión más adolescente del Hombre Araña y sería un poco transgresor.

El amor tocó a la puerta del Peter Parker de las viñetas por primera vez en el cuerpo de Liz Allen, un sueño imposible para el nerd que se disfrazaba de araña. Pero, luego se descubrió que la rubia guardaba sus “sentimientos” por nuestro héroe, a pesar que un día hasta se casó con el mejor amigo de Parker: Harry Osborn. Para los adeptos de Spider-Man (como este periodista de opinión) no es ningún misterio que Liz sufriría a mares por ser la mujer del Duende Verde.

Un jefe muchas veces termina prendado de su secretaria, pero al buen Peter le tocó apasionarse por la secretaria de su jefe, una suerte que al furibundo J. Jonah Jameson nuca se le cruzara por los bigotes tener una aventurilla con la juvenil Betty Brant. Peter Parker no conseguiría mucho más (eran épocas muy virginales en los cómics de los 60), pero Betty sí descubriría la verdadera identidad del Hombre Araña. Algo es algo, y no se puede negar que hay “intimidad” al mirar debajo de la máscara.

De los personajes disfrazados, donde Spider-Man también utilizó su “sentido arácnido” (podemos hablar de Kitty Pride y hasta de la Viuda Negra), la más apasionada fue Felicia Hardy, la Gata Negra. Durante distintas etapas del cómic el romance fue más que atrevido, no pudiendo disimular comparaciones con las semejanzas a BatmanGatúbela. Este amor es especial, pues la felina se prendó del héroe, no tanto del señor Parker.

Al hablar de las mujeres del Hombre Araña sería altamente injusto no mencionar a una que lo cuidó, consoló, le preparó la comida y tuvo el buen tino de apenas indagar en su vida personal (salvo en un par de ocasiones donde “descubrió el secreto”, pero convenientemente lo olvidó). Me refiero a la tía May. Al  enviudar, en el mero origen de nuestro héroe, se dedicó en cuerpo y alma a su sobrino Peter. Rara vez se fijó en otro hombre, pero fueron memorables esas extrañas ocasiones: el Doctor Otto Octavius (el malvado Doctor Octopus) y Jay Jameson (padre del agriado J. Jonah Jameson). En el cine, las actrices que dan vida a May fueron experimentando un rejuvenecimiento: Rosemary Harris (la “tía” de Tobey Maguire), Sally Field (y su “sobrino” Andrew Garfield) y ahora Marisa Tomei (a cargo de Tom Holland). A partir del 6 de julio (en Perú) podremos ver Spider-Man: Homecoming.

Anuncios
Categorías:Cómics, PelículasEtiquetas: , , ,

1 comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: