Anuncios

Mr. Robot: Galardonada serie de ciberterorrismo


Los temores más contemporáneos inspiran películas y producciones televisivas que enganchan de inmediato con la teleaudiencia. Mr. Robot puede haber pasado desapercibida en muchos países. Este columnista no había oído de ella hasta que la serie ganó el Globo de Oro, y por lo menos merecía una revisión.

Y la verdad no pudo ser más auspiciosa la experiencia. Se trata de un drama bastante dinámico, bien narrado, con actores desconocidos (salvo el soberbio Christian Slater) y una historia provista de giros de tuercas que atrapan al espectador. Los diez episodios que conforman su primera temporada se pasan rápido y te dejan literalmente con la “miel en los labios”.

Además de Slater, no se puede dejar de mencionar al protagonista Rami Malek, norteamericano pero de raíces egipcias, quien compone a un hacker que tiene mucho de héroe, pero también de adicto a las drogas. Es un pirata informático que busca vengarse de un conglomerado internacional, pero capítulo a capítulo iremos percatándonos de los “demonios internos” de este personaje.

El villano, que tampoco se cuadricula dentro de este formato, es un joven ejecutivo que no se mide con tal de ir consiguiendo sus ambiciosas proyecciones. Lo interpreta Martin Wallström (¿le suena?, a mí tampoco, pero se trata de un gran actor). A este punto con paladín y malhechor uno puede pensar que se trata de una suerte de cómic, y algo de eso hay.

Mr. Robot es más similar a una novela gráfica, desde el inicio de los créditos (grandes como historieta) hasta la narración. Y como buena historia necesita de un mentor, Christian Slater encaja en este rol, pero no se trata exactamente de un maestro protector, sino de un abusivo, manipulador y guardián de un secreto trascendental en la trama.

Iniciaba esta columna señalando la referencia al Globo de Oro, premio conferido por la Asociación de Prensa Extranjera y que marca diferencias con el más tradicional Emmy. Este galardón va a recaer en series nuevas. El año pasado nos reveló The Affaire, otro suceso televisivo que ya va por una segunda temporada. Esta tiene mucho que ver con una novela, un guión literario, percibido desde los puntos de vista de cuatro de sus protagonistas. Buenísima.

Nominó a mejor serie a Empire, que si bien perdió frente a Mr. Robot es muy popular en los Estados Unidos. El hip hop, el rap, y las movidas musicales vinculadas a las comunidades afroamericanas “gringas” son el centro de esta producción que nos da buena música, una trama con giros telenovelescos, y una fotografía de la violencia que empaña estos ritmos tan poderosos.

Otra de las resaltadas por el Globo de Oro es Flesh and Bone, un thriller con conexión al mundo del ballet. Se le describe como una especie de El cisne negro en la televisión. Aquí varias opciones que no deberían ser pasadas por alto, así pasó en algún momento con la hoy popular House of Cards y ahora todos estamos en vilo por su cuarta temporada.

(Publicado en Crónica Viva el sábado 20 de febrero de 2016).

Anuncios
Categorías:Series de TVEtiquetas: , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: